Los Presidentes de Irán y Paquistán destacan la importancia del nuevo gasoducto en la seguridad y estabilidad regional

Teherán, 12 de marzo de 2013, IRNA - Los Presidentes de Irán y Paquistán, Mahmud Ahmadineyad y Asif Ali Zardari subrayaron la importancia del "Gasoducto de la paz" en el fortalecimiento de la seguridad y estabilidad en la zona.

Ambos Presidentes realizaron esas declaraciones este lunes en Chabahar, un punto fronterizo al sureste de Irán para inaugurar el proyecto conjunto del gasoducto.

El gasoducto se prolongará por mil 600 kilómetros y está valorado en 7 mil 500 millones de dólares, además posibilitará la exportación diaria de 21 millones y medio de metros cúbicos de gas natural de Irán a Paquistán.

Ambos países asumieron el compromiso en junio de 2010 de materializar el proyecto valorado en unos 7600 millones de dólares, cuya primera entrega de gas está programada para mediados de 2014.

El presidente de Irán, Mahmud Ahmadineyad, ha instado a mantenerse vigilante ante los complots de las potencias extranjeras que buscan sembrar la discordia y crear conflictos entre los países de la región, mientras ha hecho hincapié en la importancia de promover la cooperación y la convergencia regionales.

“Se ha hecho evidente para todos que los países extranjeros desean generar la disensión y el conflicto entre los países regionales para dominarlos y saquear los derechos de estas naciones”, ha subrayado Ahmadineyad durante la ceremonia inaugural del proyecto de gasoducto Irán-Paquistán(IP).

El mandatario persa ha calificado de “muy importante” el proyecto de gas entre Teherán y Islamabad y ha señalado que este plan muestra la firme determinación de naciones de la región para fortalecer sus lazos amistosos.

Ahmadineyad ha subrayado que el proyecto de gasoducto IP pone en evidencia la determinación de los dos países para satisfacer las necesidades bilaterales y llegar a ser independientes de los que tratan de humillar y dominar a las naciones.

El presidente iraní ha rechazado también cualquier vínculo entre el proyecto IP y el caso nuclear de Irán y ha reiterado que aquellos que se oponen al desarrollo de la nación persa están utilizando el tema nuclear como pretexto para impedir el progreso del país persa y para imponer sanciones antiraníes.

“El gas natural no se puede utilizar para construir una bomba atómica, pero ciertos poderes mundiales se opusieron y crearon obstáculos en el camino de la construcción del proyecto de gasoducto Irán-Paquistán”, ha apuntado Ahmadineyad.

El mandatario de la República Islámica de Irán y su homólogo paquistaní, Asif Ali Zardari, han inaugurado oficialmente este lunes la fase final de construcción del proyecto de IP, a pesar de las presiones de la Casa Blanca para frenar el plan.

Por su parte, el Gobierno paquistaní considera que este proyecto es una de las prioridades de Islamabad, ya que es crucial para las crecientes necesidades energéticas del país.

Los Presidentes de Irán y Paquistán destacaron que, aprovechando las potencialidades de las dos naciones, mejoraría el progreso y el bienestar de los dos países.

Asimismo, reiteraron que la construcción del proyecto del gasoducto irano-paquistaní reforzará las relaciones económicas, políticas y de seguridad entre Teherán e Islamabad, así como con los estados de la región.

El Presidente de Paquistán, Asif Ali Zardari había llegado a Chabahar para asistir a la ceremonia de inauguración del gasoducto irano-paquistaní.

A su llegada, fue calurosamente recibido por su homólogo iraní, el Presidente Ahmadineyad.

1233**1551