Las nuevas sanciones demuestran la desesperación de EEUU frente a Irán, afirma el portavoz de Exteriores

Teherán, IRNA- El portavoz de la Cancillería de la República Islámica condenó la nueva ronda de sanciones de EEUU contra la República Islámica, asegurando que esas prohibiciones "inútiles" y "vacías" solo revelan la frustración de Washington frente a Irán.

Las declaraciones de ayer de Seyyed Abbas Musavi se produjeron en respuesta a las recientes sanciones del Departamento del Tesoro de EEUU contra nueve personas designadas por el Líder de la Revolución Islámica de Irán en diversos puestos.

"La adicción del régimen estadounidense a las sanciones unilaterales evidencia la situación totalmente pasiva de sus estadistas, cuando de vez en cuando anuncian algunas sanciones inocuas con el fin de aliviarse y huir de la frustración tras su fracaso ante la voluntad de hierro de la nación iraní",  señaló el diplomático, añadiendo: "Tales medidas solo revelan su desesperación e incapacidad para impulsar soluciones diplomáticas o lógicas".

Asimismo, criticó que a través de su propaganda y burla, y utilizando un lenguaje descortés y no diplomático, la Casa Blanca siempre trata de distorsionar los hechos y la historia manteniendo abierto un caso ya cerrado, resuelto hace 40 años a través de los acuerdos de Argel entre Irán y EEUU.

Las sanciones de EEUU bloquean cualquier propiedad o interés controlado por ellos, y prohíben a cualquier persona o entidad en los Estados Unidos tratar con los sancionados.

En su declaración, Washington afirmaba que Teherán apunta a "civiles inocentes para ser utilizados como peones" en sus relaciones exteriores, y prometió que continuaría imponiendo sus sanciones "paralizantes" hasta que Irán cambiara lo que denominó sus otros comportamientos "hostiles".

Musavi aseguró que el gobierno de EEUU no puede ocultar los crímenes cometidos contra la nación iraní desde la planificación del golpe de estado de 1953, y posteriormente a través de robos, saqueos, asesinatos y terrorismo económico, reemplazando las posiciones de víctima y verdugo.

La administración estadounidense atribuye a Irán lo que en realidad la nación iraní y otras naciones en el mundo exigen al gobierno de Estados Unidos.

"Es la administración estadounidense la que debe dejar [de apoyar] el terrorismo, especialmente su apoyo al terrorismo patrocinado por el régimen sionista que saquea los recursos de otros países; y también su piratería, el terrorismo económico y otros comportamientos anormales e inusuales", agregó, instándoles a elegir un camino sabio, civilizado y legal.

El Tesoro de Estados Unidos anunció el lunes nuevas sanciones contra los activos financieros de lo que denominaron el "círculo interno de asesores de asuntos militares y extranjeros" del líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyyed Ali Jamenei, según un alto funcionario de la administración en una reunión con reporteros.

9408**1233

Your Comment

You are replying to: .
4 + 6 =