12 oct 2021 11:25
Journalist ID: 2389
Código para noticias: 84501575
Contador de personas
Cuenta atrás para la reanudación de las conversaciones sobre el acuerdo nuclear

Teherán, IRNA- El proceso de revisión de las negociaciones para la reactivación del acuerdo nuclear por parte del decimotercer gobierno se acerca gradualmente a su etapa final, a pesar de que EEUU y los firmantes europeos no han tomado ninguna medida concreta, y a pesar del énfasis de la República Islámica sobre la necesidad de dar pasos objetivos y medidas verificables dirigidas a garantizar los intereses de la nación iraní.

Estados Unidos, con su retirada unilateral del Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA) y ejerciendo la máxima presión sobre Irán, destruyó un logro que podría haber marcado el comienzo de un nuevo capítulo en las relaciones internacionales; y una vez más amplió la desconfianza en las relaciones de Occidente con la República Islámica de Irán después de la victoria de la Revolución.

La Unión Europea, y principalmente la troika formada por Francia, Alemania e Inglaterra, también han dejado un decepcionante historial en sus relaciones con Irán por la desidia en el cumplimiento de sus compromisos; incluso durante los últimos tres meses, cuando las conversaciones de Viena se habían estancado, solo han insistido en la necesidad de reanudar las conversaciones sin adoptar ninguna medida en concreto.

Desde el principio, el presidente Seyed Ebrahim Raisi manifestó que no daría ni un paso atrás respecto a los intereses de Irán. Y en su primera entrevista televisiva en directo declaró: “Lo que perseguimos en las conversaciones es el levantamiento de las crueles sanciones, y el eje de esas negociaciones será los intereses de la nación iraní”.

“No buscamos el diálogo por el diálogo o la negociación por la negociación; queremos una negociación que ofrezca resultados, el levantamiento de las sanciones contra la nación iraní y la prosperidad de nuestro pueblo”, señaló.

Desde el comienzo de las negociaciones en Viena, Irán ha exigido el levantamiento de todas las sanciones impuestas tal como estipulaba el acuerdo nuclear y las restricciones impuestas durante el mandato de Trump. La administración Trump impuso 800 nuevas sanciones unilaterales e ilegales contra Irán, por lo que debe hallarse la manera y obtener las garantías necesarias para el levantamiento efectivo de todas estas sanciones. E Irán también desea que se garantice que el acuerdo que se alcance no será violado por los sucesivos gobiernos de EEUU.

Previsiblemente, las conversaciones de Viena se reanudarán próximamente. Irán desea restablecer los derechos que EEUU violó según el JCPOA y que Europa se ha mostrado reacia a compensar. Además, el cumplimiento de estas demandas debe ser verificable y objetivo para persuadir a Irán de que reanude los compromisos que había cumplido escrupulosamente hasta un año después de la retirada de Estados Unidos del JCPOA. Para las partes occidentales se trata de una prueba difícil al tener que cumplir con sus obligaciones suscritas en el acuerdo nuclear, más allá de solo expresar preocupaciones o realizar declaraciones amenazantes.

9490**1233

Síganos en Twitter @irna_es

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
captcha