9 may. 2020 16:56
Journalist ID: 2389
News Code: 83781446
0 Persons
Fin de temporada a las ambiciones del príncipe saudí

Teherán, IRNA- Todas las pretensiones del príncipe heredero, Mohamad bin Salman, que quería convertir a Arabia Saudí en un centro de alta tecnología en 14 años sin petrodólares, se han esfumado en menos de 5 años.

Los anhelados planes de Mohamad bin Salman, desde la construcción de la Ciudad Tecnológica NEOM, con una inversión de 500 mil millones de $, hasta el ofrecimiento de una imagen moderna de la conservadora Arabia Saudí, con cambios tan superfluos como la autorización a las mujeres a conducir o la celebración de conciertos musicales, junto con sus ambiciones regionales, se han visto truncadas al culminar en la guerra y la agresión contra el pobre pueblo yemení.

El príncipe, que tenía previsto alcanzar todos esos objetivos en 2030, ha situado ahora a Arabia Saudí al borde de la bancarrota tras haber ocupado el cargo durante los últimos cinco años.

De esta forma, los logros de Mohamad bin Salman podrían resumirse  como sigue:

-Debilitamiento de la base económica del reino

-Compras compulsivas y alocadas de armas

- Aplicación de políticas de hermano mayor hacia los países árabes de la región, como Kuwait, Omán, Bahréin, etc.

- Relaciones basadas en el rencor y el odio con los países vecinos como Irán, Qatar y Siria

- Militarización del liderazgo de la diplomacia

- Insistencia y prolongación de la guerra en Yemen

- Socavamiento de la posición regional debido a sus infructuosas intervenciones en Siria, el Líbano, Iraq y Libia

- Golpear duramente la posición de Riad en materia de derechos humanos con el asesinato de Khashoggi y la ola de represión 

Aún así, y ante la situación actual, el príncipe saudí se hundirá aún más profundamente en su pantanal al persistir en la guerra y la agresión contra el Yemen y sus políticas regionales inapropiadas.

Y, por otro lado, con la creciente desconfianza entre los republicanos de EEUU que recientemente han pedido que se castigue a Arabia Saudí por su responsabilidad en la caída de los precios del petróleo, el horizonte que afronta Riad no parece muy claro.

9490**1233

Your Comment

You are replying to: .
2 + 3 =